franela-blanca-tesoro-desecho
Collage: Laura Jean

Franela blanca: ¿desecho o tesoro?

La franela blanca es una prenda clásica en la historia de la moda, sumamente versátil, además de cómoda. ¿Algo aburridas? Tal vez. Estéticamente son la representación de la palabra «básico», cosa que hace que algunas personas le huyan.

Pero sus usos están siendo infravalorados, ¿Han considerado la cantidad de posibilidades que tienen con una pieza tan flexible?

Desde sus orígenes, ya hace más de 100 años, ha habido una falta de conocimiento del potencial que una camiseta blanca posee. Originalmente fue diseñada como lencería exclusiva para hombres y usada en especial por militares y marinos bajo sus uniformes.

No fue hasta finales de los años 30 que uno de los primeros minoristas de Estados Unidos, Sears, comercializó las T-Shirts como algo más que ropa interior. Además, otras compañías grandes de la época como Hanes y Fruit of the Loom también sacaron provecho para vender su versión.

Este es un ejemplo de cómo antes tampoco se entendía qué tan versátil podía llegar a ser. Era usada solo por el ejército, sobre todo considerando que su nacimiento y comercialización ocurrieron durante la Primera y Segunda Guerra Mundial.

El inició de su popularización llegó cuando celebridades de los 50, como Marlon Brando y James Dean, empezaron a ponérselas. En los 90 se estableció como una de las más grandes tendencias en la moda —la franela blanca y el mom jean son lo primero que se viene a la mente—.

franela-blanca-james-dean
James Dean usando una franela blanca durante la película Rebelde sin causa.

La franela blanca es tu lienzo

En la actualidad se ha transformado este clásico en algo indispensable. Debe ser la pieza más repetida en los guardarropas a través del mundo. Ocurre similar con el little black dress: sirve para cualquier situación y combina con todo.

Pero con una camiseta hay un detalle que es su supuesta informalidad, no es considerada una prenda usable en todo momento ni lugar. Justo aquí entra su importancia y se vuelve flexible.

Una t-shirt puede ser lo que tú quieras que sea. Los conceptos de reutilizar y reinventar entran en juego. ¿Cómo hago para adaptarla a todo momento?

Existen marcas en Venezuela que se enfocan en llevar este básico a ideas más creativas. Un ejemplo es Garzez, quienes en prendas como franelas y sudaderas plasman imágenes de cultura venezolana, logos, frases y hasta memes.

Sus propuestas han llegado a estar en Vogue Italia y México. Esto prueba cómo un básico puede llegar a ser una prenda inteligente, no solo estéticamente.

Somos Verticales también hacen énfasis en su mensaje, sus piezas son más tradicionales: la original franela (blanca, negra, azul, etc), pero su elaboración es de forma ecológica y ética.

Las prácticas que emplean para la elaboración de su mercancía busca ser lo más responsable posible, sin tener un impacto negativo en el medio ambiente, como suele ocurrir con muchas empresas que venden ropa.

Al usar la definición de “lienzo” al referirnos a una camiseta se vuelve protagonista nuestra identidad y creatividad. Es la manera en la que usamos estas vestimentas lo que importa.

Cómo lo combinas o con qué lo combinas son puntos a evaluar al hablar de la versatilidad y el proceso de adaptar la franela a cualquier situación.

Existen numerosas posibilidades con algo tan esencial. Durante la historia esta pieza ha tenido una especie de crisis de personalidad, pero somos nosotres quienes podemos ponernos a nosotres mismos en ella, dándole el uso que vaya más acorde a nuestro estilo personal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.